Aseguran que presentaron una serie de recomendaciones con anticipación que no fueron consideradas en el nuevo Código Sanitario.

Las matronas y matrones del Maule se declararon en paro y están llevando a cabo una serie de manifestaciones en contra de los cambios en el nuevo Código Sanitario, ya que, no podrían realizar una serie de acciones que actualmente llevan a cabo en los distintos centros de salud. PUBLICIDAD

Algunas de las acciones que no podrían realizar son: atender la gestión de cuidado en salud sexual, reproductiva y neonatal, realizar un manejo inicial de la emergencia ginecológica, pérdidas reproductivas y climaterio, ofrecer consejería en todos los ámbitos reproductivos, ejecutar acciones de diagnóstico y tratamiento y llevar a cabo acciones de planificación familiar (anticoncepción). 

Por lo tanto, su labor se vería limitada solo a lo fisiológico, vulnerando los derechos sexuales de todas las personas, por lo que piden que de detenga este proyecto de ley, que tenía como objetivo modernizar las prácticas y acciones de los distintos profesionales de la salud, pero que ha dejado fuera las recomendaciones que el Colegio de Matronas presentó en 2017 de acuerdo a las necesidades sexuales y reproductivas que viven actualmente las mujeres.

Bárbara Bravo, vocera de matronas del Hospital de Curicó, insistió que algunos de los cambios con los que están descontentas son que “no podríamos atender a las mujeres embarazadas con patologías, por ejemplo: las embarazadas con diabetes gestacional, con síndromes hipertensivos, no podríamos atender a las pacientes con infecciones de transmisión sexual”. 

Agregó que “ni siquiera se nos daría la posibilidad de hacer trabajos de planificación familiar, los cuales orientan respecto al uso de anticonceptivos. Lo mismo en el área de neonatología, que es el sector encargado del cuidado del recién nacido con alguna enfermedad o patología, entonces son acciones que hemos realizado por años, nosotros tenemos la formación universitaria, para llevar a cabo esas labores”. 

Por su parte, Daniela Andrade, matrona del Hospital Regional de Talca, aseguró que “Este paro va a continuar hasta que nosotros tengamos respuestas y nuestras propuestas puedan ser consideradas. Hoy las matronas atendemos tanto el área patológica, como fisiológica, y con estos cambios nuestra acción solo estaría limitada a lo fisiológico. Nosotras hoy estamos atendiendo, pero solo con turnos éticos”.