Proyecto pionero en el país

La iniciativa, liderada por la empresa GasValpo a través de su marca Energas y que será monitoreada por la Universidad de La Serena apunta a inyectar este combustible limpio a las redes de distribución de gas natural de la conurbación a partir del próximo año, beneficiando a 1.800 hogares sin costo adicional ni cambio de equipos.

Como el “combustible del futuro” ha sido llamado el hidrógeno verde, elemento que es considerado como vital para el proceso de descarbonización de la matriz energética, proceso en el cual ya está embarcado nuestro país a partir de la Estrategia Nacional de Hidrógeno Verde dada a conocer por el gobierno el año pasado, y cuyo fin principal es situar a Chile entre los principales productores del mundo de este combustible renovable al año 2040.

Los caminos para cumplir con esta meta son variados, pero dentro de las diversas estrategias que se han puesto en marcha o están por impulsarse, destaca un proyecto piloto que a la vez, es pionero en nuestro país y que tendrá a La Serena y Coquimbo como protagonistas.https://5cf65be753eb4fd5e0f895300766ec4d.safeframe.googlesyndication.com/safeframe/1-0-38/html/container.html

En efecto, este jueves, fue anunciado el proyecto H2GN a cargo de la empresa Gasvalpo la cual, a través de marca Energas, que se ubicará en el Barrio Industrial de la comuna-puerto, inyectará hidrógeno verde a su red de distribución de gas natural de la Región de Coquimbo, sustituyendo hasta un 20% del gas natural actualmente suministrado. La idea de este plan es ayudar a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero.

Al respecto, el biministro de Minería y Energía, Juan Carlos Jobet, señaló que “el hidrógeno verde es la mejor manera de limpiar algunos consumos locales que son difíciles de electrificar. Por ejemplo, usando las redes de gas natural como va a ser con este proyecto”.

Un hito

En ese sentido, el secretario de Estado destacó que dicha iniciativa use la infraestructura ya existente que en su momento se construyó pensando en el gas natural, ahora con un combustible limpio. “En su primera fase, lo que buscamos es producirlo localmente y usarlo para reducir las emisiones en nuestro país. En ese sentido, este innovador proyecto marca un precedente histórico para Chile”, señaló.

La iniciativa que será monitoreado por la Universidad de la Serena, aumentará progresivamente por etapas el hidrógeno verde en la red de distribución de gas natural, hasta llegar a un máximo del 20% de inyección, para que de esta forma más de 1.800 hogares de este combustible puedan beneficiarse con una reducción en la emisión de gases de efecto invernadero.

Al respecto, Luis Kipreos, gerente general de Gasvalpo, señaló que “los habitantes de La Serena y Coquimbo serán pioneros en hacer un aporte directo a las metas de descarbonización y de las metas energéticas en nuestro país”.

Con una inversión inicial de 1 millón de dólares la idea es poner en marcha este proyecto durante el primer trimestre del año 2022.

“Nosotros empezamos ya a trabajar en la implementación de este proyecto, lo cual va a ser coordinando con la Superintendencia de Electricidad y Combustible, y obviamente en este proceso, que va a ser coordinado con la Universidad de La Serena, mantendremos informado a nuestros clientes de cómo se desarrolla este proceso, pues al final, serán ellos los que van a ser beneficiados directamente en este proceso”, afirmó Kipreos.

En ese sentido, el rector de la ULS, Nibaldo Avilés, valoró que “esta valiosa alianza aspira a instalar una forma sustentable de suministro de energía para nuestro país buscando beneficiar directamente en primera instancia, a los hogares de la Región de Coquimbo en el cumplimiento de las metas de descarbonización que establecen alcanzar la carbononeutralidad en el país de aquí al año 2050”.

“En este sentido”, agregó Avilés, “la ULS, a través de su Facultad de Ingeniería, específicamente por medio del Departamento de Ingeniería Mecánica, espera contribuir desde el punto de vista académico y de sus investigaciones, a apoyar este proyecto que comienza a implementarse, y donde necesariamente se requiere la participación de la universidad en cuanto a conocimiento y alternativas de estudios que pueden ser provistas por nuestra institución”.