( bb.cl) Incautan más de una tonelada de droga que fue avaluada en más de 21 millones de dólares, además de cerca de 50 millones en efectivo en un operativo realizado en conjunto entre la Armada, Carabineros, Aduanas y la Fiscalía en Valparaíso.

La marihuana “cripy” era enviada por una organización criminal transnacional en un contenedor proveniente desde México.

El trabajo investigativo se desarrolló entre diciembre del año pasado y agosto, logrando la detención de 9 personas que intentaron ingresar durante todo el operativo más de 2 toneladas de marihuana por vía marítima.

Los aprehendidos corresponden a siete hombres y dos mujeres, chilenos y extranjeros.

Según pudo determinar la investigación, el líder de la agrupación Andrix Alexander Aquino Girón coordinaba la importación de grandes cargamentos de marihuana proveniente de México, específicamente desde el los puertos de Manzanillo – México y Lázaro Cárdenas – México, droga que debía ingresar a Chile por el puerto de San Antonio Chile.

El ministro del Interior, Rodrigo Delgado, destacó la importancia de este decomiso y el avance de las diligencias que realizan las instituciones para desbaratar el tráfico de drogas.

Rol de sus integrantes

Cada uno de los integrantes de la organización se ocupaban de recibir y almacenar la droga importada, luego proceder a la entrega a los distribuidores nacionales, almacenar el dinero proveniente del tráfico de droga para ser enviado a México y también para solventar los gastos necesarios para la internación de la droga.

En detalle, tres de los imputados, entre ellos una mujer, tenía la labor de recibir la droga y almacenarlo en un inmueble en Santiago. Otros tres, colaboraron para la consecución de los fines de la organización recibiendo y guardando el dinero proveniente de la droga, haciendo envíos de este dinero por medio de transferencias a México y además conservándolo para que una parte sea utilizada para solventar los gastos necesario para la internación de los contenedores en que venía oculta la droga y para el pago de las personas encargadas de lograr que dicha internación no fuera descubierta.

Por su parte, los últimos dos imputados, un hombre y una mujer, tenían la labor de esconder la droga una vez internada en territorio nacional.

Cargamentos

La investigación logró determinar cuatro cargamentos de droga desde México a Chile. El primero de ellos en diciembre de 2020 donde se detectaron más de 350 kilos ocultas en un contenedor, la que venía escondida en respaldos para asientos de automóviles.

En marzo de este año la organización internó por el puerto de San Antonio 100 kilos de marihuana la que estaba oculta al igual que la carga anterior.

El trabajo investigativo permitió en abril la incautación de un cargamento de 1.028 kilos de marihuana ocultos en 432 respaldos de asientos automotrices de cuero de res, que tenían como destino el Puerto de San Antonio en el Puerto de Manzanillo – México.

Finalmente el 2 de agosto se incautan en San Antonio 1.110 kilos de marihuana al interior de un contenedor que ingresó al país declarando el transporte de “macetas de barro”.

Tras este último cargamento y con la disposición de técnicas especiales, como la entrega vigilada, se logró la detención de los nueve integrantes de esta banda por funcionario del Departamento de Inteligencia Marítima de la Dirección de Territorio Marítimo y Marina Mercante con apoyo de personal del OS7 de Carabineros en distintos domicilios de la ciudad de Santiago.

Durante la denominada “Operación Jalisco” se incautó además más de 48 millones de pesos en dinero en efectivo provenientes del tráfico de sustancias o drogas estupefacientes o sicotrópicas y destinado a llevar a cabo los fines de la organización y US$ 10.000.

Los nueve imputados fueron formalizados el pasado 6 de junio en el Juzgado de Garantía de San Antonio por el fiscal Maximiliano Krause por los delitos de tráfico de sustancias o drogas estupefacientes o sicotrópicas y asociación para cometer delitos de la Ley 20.000, todos como autores y en grado consumado.

El Tribunal acogió la solicitud de Fiscalía y quedaron todos en prisión preventiva.