Las bolsas mundiales se hundían este lunes, debido al impacto que ha generado en los mercados financieros la expansión del coronavirus y que incluso ha provocado la paralización de ciudades completas por la cuarentena como en Italia.

A medida que el virus se expande, crece el temor sobre la incidencia que pueda tener el Covid-19 sobre la economía y que podría entrar en recesión. 

Los mercados británicos y alemanes abrieron esta jornada con caídas superiores al -8%, después de que las plazas asiáticas también abrieran en rojo, algunas registrando pérdidas inéditas desde la crisis de 2008.

La bolsa de Tokio cayó más de un -5% y la de Sídney un -7,3%, tras sumar varias semanas en rojo.

En Europa, hacia media jornada París tenía una baja de -6,40%, igual que LondresFrancfort (-6,43%), Madrid (-6,29%) y Milán (-9,75%), sumando entre ellas pérdidas de entre 18% y el 20%.

Ante esta situación, varios bancos centrales han tomado medidas para apoyar la economía, en tanto crecen los llamados a los gobiernos para que promuevan incentivos fiscales.

Por su parte el FMI pidió “una respuesta internacional coordinada” para atenuar el impacto económico de la epidemia.

Desde que apareció el nuevo coronavirus en diciembre pasado en China, se registraron en torno a 110.000 casos en 99 países y territorios, causando la muerte de más de 3.800 personas.

RESTRICCIONES Y MULTAS

La epidemia de Covid-19 perturbó la vida de millones de habitantes en todo el mundo, al provocar  el cierre de escuelas, escasez de productos domésticos y restricciones a la hora de viajar.

En Italia además del confinamiento de un cuarto de la población, el gobierno determinó el cierre de cines, teatros, museos, bares, discotecas y otros lugares similares, en todo el territorio hasta el 3 de abril.

La policía llevará a cabo controles en las estaciones de trenes y en las carreteras principales. Además, se suspendieron los vuelos con origen en Milán y se dictaron penas de tres meses de cárcel o 206 euros (233 dólares) a quienes infrinjan las normas. 

Egipto anunció el domingo el primer deceso por el coronavirus, un alemán de 60 años, mientras que un barco de crucero con 171 pasajeros (101 de los cuales, extranjeros) fue evacuado en Luxor (sur) después de que se detectaran 45 casos a bordo.