“Esta iniciativa busca principalmente proteger la salud de los trabajadores” señaló el Senador Juan Pablo Letelier, miembro de la Comisión de Trabajo que analizó en detalle esta iniciativa.

Listo para promulgarse como ley de la República quedó el proyecto orientado a proteger a los trabajadores, estableciendo que “si la manipulación manual es inevitable y las ayudas mecánicas no pueden usarse, no se permitirá que se opere con cargas superiores a 25 kilogramos; esta carga se verá modificada en la medida que existan otros factores agravantes, caso en el cual, la manipulación deberá efectuarse en conformidad a lo dispuesto en el decreto supremo N° 63, de 2005, del Ministerio del Trabajo y Previsión Social, que aprueba reglamento para la aplicación de la ley N° 20.001, que Regula el peso máximo de carga humana, y en la Guía Técnica para la Evaluación y Control de los Riesgos Asociados al Manejo o Manipulación Manual de Carga”.

Para el Senador de la región de O´Higgins, (PS) Juan Pablo Letelier “este es un proyecto necesario, el que seguramente tendrá un proceso de transición para adecuarnos como país. Debemos trabajar para generar una cultura de respetar pesos máximos y además evitar que se estos trabajos sean informales, tenemos la aspiración de que los sacos y maletas bajen de tamaño y el cuidado de la salud sea relevante”.

El legislador se mostró además “preocupado” por las “excepciones que se producirán”, tal como se lo plantearon trabajadores de aeropuertos y por ello, agregó “estaremos atentos”.

Cabe señalar que los menores de 18 años y mujeres no podrán llevar, transportar, cargar, arrastrar ni empujar manualmente, y sin ayuda mecánica, cargas superiores a 20 kilogramos”. En este sentido, para beneficio de los trabajadores, el empleador deberá implementar medidas de seguridad y mitigación, tales como rotación de trabajadores, disminución de las alturas de levantamiento o aumento de la frecuencia con que se manipula la carga.