CartaFotoLa mandataria entregó a través del Intendente Claudio Ibáñez su respuesta, donde agradeció el apoyo y compromiso con el Gobierno.

 

Un grupo de mujeres representantes de diversas organizaciones sociales, entre las que se cuentan agrupaciones por los Derechos Humanos, Juntas de Vecinos y sindicatos, entre otras, hicieron llegar a través del Intendente Claudio Ibáñez, una carta dirigida a la Presidenta de la República, Michelle Bachelet.

 

En la misiva se expresó el apoyo ciudadano hacia su gestión y gobierno y la mandataria respondió de la misma forma, carta proveniente desde La Moneda y que fue entregada por el Intendente Claudio Ibáñez.

 

La Jefa del Departamento de la Mujer de la Municipalidad de La Serena y ex alcaldesa de Ovalle, Marta Lobos, afirmó que “sabemos que está pasando por momentos difíciles y por eso, le hemos manifestado directamente todo nuestro cariño y la fuerza para que siga adelante. Que todos sus proyectos se hagan realidad y que cuente con el apoyo, el cariño y el respaldo de todos nosotros y de muchas mujeres de acá de la región”.

 

El Intendente Claudio Ibáñez valoró la iniciativa, puesto que es una de las formas en cómo la ciudadanía expresa su real aprobación frente al trabajo realizado por la mandataria. “Muchas cartas que le llegan tienen que ver con plantear problemas, situaciones específicas y puntuales. Sin embargo, en este caso especial, ha sido un reconocimiento a su gestión, a su lucha en defensa de los derechos de las mujeres, de la educación de calidad, fortalecimiento de la educación pública, la gratuidad y de todas las reformas que estamos llevando a cabo como gobierno”, expresó la autoridad regional.

 

En la respuesta, la Jefa de Estado afirmó que “no renunciaremos a un compromiso que ya asumimos con la ciudadanía” y agradeció las palabras de apoyo de las mujeres. Además, expresó su énfasis en construir “un país donde las mujeres tengan plena autonomía y libertad de decidir sobre sus vidas; donde los jóvenes puedan obtener educación gratuita y de calidad y donde nuestros trabajadores cuenten con un marco legal que garantice el respeto de sus derechos fundamentales”.