Foto
La iniciativa ofrece atención preferencial a personas identificadas por Senadis como casos de alto impacto social y en condición de extrema vulnerabilidad para acceder a subsidios habitacionales.
El Ministro de Desarrollo Social, Marcos Barraza y la Ministra de Vivienda y Urbanismo (Minvu), Paulina Saball, firmaron un convenio de colaboración para que las personas con discapacidad, derivadas por Senadis, tengan acceso preferencial a programas habitacionales y urbanos, con el objeto de contribuir a superar la situación de discapacidad en la que se encuentran, mediante el mejoramiento de las condiciones de habitabilidad.

 

“Este convenio tiene el mérito de originarse a partir de las expectativas de las personas, y le impone el desafío al Ministerio de Vivienda y Urbanismo y al Ministerio de Desarrollo Social de estar atentos, a fin de contar con una oferta que sea consistente en cuanto a las necesidades de las personas en situación de discapacidad, respecto de temas como  vivienda, accesibilidad a espacios públicos y capacitación, entre otros. Tenemos logros importantes, pero también tenemos conciencia de que las brechas y desafíos también son gigantescos, por lo que hay que perseverar en este tipo de políticas públicas que son fundamentales para mejorar la calidad de vida de las personas”, dijo el Ministro Barraza.

 

En tanto, la Ministra de Vivienda y Urbanismo, Paulina Saball, agregó que “en el gobierno de la Presidenta Bachelet tenemos 3.700 viviendas financiadas con subsidio del estado que han sido adaptadas para familias que tienen algún integrante con discapacidad; 1.700 viviendas, ya existentes, han sido adaptadas para acoger a alguien con discapacidad, lo cual muestra un cambio en el concepto de las políticas públicas en el cual queremos perseverar, y es por eso este convenio para profundizar y trabajar con más ahínco en este desafío”.

 

En la ocasión, ambas autoridades sostuvieron un diálogo con dirigentes sociales, vecinales y personas en situación de discapacidad de los barrios Millalemu de La Granja y Santa Adriana de Lo Espejo, quienes agradecieron esta instancia de conversación.

 

Durante el diálogo se destacó el trabajo de los vecinos en la incorporación de elementos de accesibilidad universal tanto en el centro comunitario Millalemu de la Granja como en la infraestructura deportiva utilizada en el barrio Santa Adriana con la incorporación de una cancha de tenis profesional adaptado, en el marco del Programa Quiero Mi Barrio del Minvu.

 

Al respecto el Director Nacional de Senadis, Daniel Concha, agregó que “el diálogo aporta mucho, lo que hoy escuchamos son las ideas de las personas con discapacidad y de usuarios expertos, por su experiencia al trasladarse en la ciudad, en el transporte, y como acceder y transitar en edificios”.

 

En la ocasión también estuvieron presentes el Alcalde de La Granja, Felipe Delpín, el subsecretario de Vivienda y Urbanismo, Iván Leonhardt, el Seremi de Minvu, Aldo Ramaciotti, la directora regional de Senadis, Evelyn Magdaleno y el subdirector de Serviu, Luis Felipe Hormazábal.

 

Atención preferencial a personas en condiciones de extrema vulnerabilidad

 

El convenio permite optar a atención preferencial a personas identificadas por Senadis como casos de alto impacto social, en los que las condiciones de extrema vulnerabilidad habitacional impacten de forma significativa en la situación de discapacidad de la persona y su familia.

 

Este convenio se suma a los esfuerzos que viene desarrollando el Ministerio de Desarrollo Social, a través de Senadis, y el Minvu, este último en materia de Accesibilidad Universal a través de sus distintas líneas de acción en vivienda, barrio y ciudad, en las que destaca la importante modificación de la Ordenanza General de Urbanismo y Construcciones, la cual considera nuevas normas sobre accesibilidad universal y discapacidad para proyectos de espacio público.

 

El Minvu ha trabajado en soluciones habitacionales pertinentes; ha avanzado en una estrategia intersectorial asociada; propiciado la participación de personas con discapacidad en el diseño y gestión de proyectos habitacionales, urbanos y barriales que faciliten su  integración e inclusión social; incentivando la investigación y certificación de tecnologías constructivas o diseños pertinentes para personas con discapacidad; fortalecido competencias técnicas para implementar la Agenda de Accesibilidad Universal y establecido una política de recursos humanos estrategias, acciones y prácticas que disminuyan las barreras para la incorporación de personas con discapacidad.